Los autos que eligen las mujeres.

Imprimir
PDF

 

Prefieren la seguridad de una 4x4 pero en la misma proporción lo opuesto, los vehículos bien chiquitos. Buscan la velocidad y la adrenalina de los deportivos pero igualmente el espacio que brindan los familiares. Expertos ofrecen las claves para comprender cómo compran las mujeres sus autos.

Una encuesta realizada pretendía medir cuáles de las principales tipologías en las que se subdividen los automóviles eran las más deseadas por las mujeres.
Los resultados son por demás curiosos, sobre 225 casos y ante la pregunta “Sólo para mujeres: ¿qué tipo de auto preferís?” un 32.6%  se inclinó por la respuesta “Amo mi camioneta 4x4”, el 27.2% por “Bien chiquito, es más fácil para estacionar”, en tercer lugar  con un 18.8%  “Deportivo, la velocidad es lo máximo” en tanto que en cuarta y quinta posición 13.4% “Familiar, para salir a pasear” y “8% Mini van, mientras más lugar mejor”.

 

La primera conclusión que se puede inferir es que casi un 33% prefiere las “chatas” bien grandotas y aparatosas pero que algo más del 27% está en las antípodas de esta categoría y busca la practicidad que brindan los pequeños autos pensados para las ciudades en las que manejar se parece cada vez más a una prueba para los nervios.

 ¿La velocidad no era patrimonio de los hombres?
Pareciera que no, un 19% busca la adrenalina del acelerador a fondo. Otro aspecto más que dice mucho sobre lo absurdo de llamarlas el sexo débil.
Y por último pueden agruparse la cuarta y quinta respuesta, lo que permitiría afirmar que casi la misma cantidad de mujeres que buscan velocidad prefieren los autos con espacio para pasear en familia y transportar las muchas y diversas cosas de cada miembro de la casa.
Claramente estaríamos ante dos grupos que se contraponen: Grandotes versus chiquititos  y veloces versus familiares.
Como aclaración metodológica vale decir que la pregunta estaba formulada sólo para mujeres cuyas edades van de los 20 a los 45 años y que mayormente son de nivel socio económico alto.
Está claro que esta encuesta carece de un estricto sentido científico y que esta nota se ha basado en los resultados de la misma como un disparador para poder echar algo de luz al complejo gusto de los seres humanos, el género femenino en este caso, al momento de seleccionar un vehículo de cuatro ruedas que los transporte por este, nuestro mundo.

 

La decisión de compra
Según algunos expertos ella es quien se encarga de llevar y traer a los chicos y también es quien se preocupa por las prestaciones del auto y su seguridad. Para la mujer comprar un auto nuevo es como comprarse un vestido de fiesta: un proceso lento, minucioso, pero bien pensado. Sólo que más caro.
Precisamente, un estudio de la firma Proximitas indica que tres de cada cuatro madres que viven en los centros urbanos de Argentina manejan un vehículo y sólo una de cada tres posee un auto que utiliza con frecuencia. Este sondeo se realizó entre 5.700 madres durante el 2011. Además, revela que el 73% de estas mujeres participa en las decisiones de compra del auto familiar e incide fuertemente en más de la mitad de esos casos.

 En cuanto a este aspecto, un estudio realizado en Estados Unidos revela que más hombres que mujeres patentan vehículos (64% de hombres contra 36% de mujeres), a pesar que las mujeres en ese país representan un 51% de la población. Sin embargo según esos estudios al momento de tener que tomar una decisión para hacer una compra importante, en el 83% de los casos es la mujer la que decide, un número muy similar al que se reporta aquí en Argentina en el estudio que arriba se describe. Quizás estemos ante el fenómeno de que el hombre patenta al vehículo más por una cuestión relacionada a la tradición de que todo está a su nombre pero claramente quien indica cuál será el o los autos de la familia es la mujer.

Qué autos compran las mujeres
Durante el 2011 el mercado automotriz de nuestro país registró 857.923 unidades vendidas de las cuales el 56,8% de las operaciones fueron registradas por hombres, el 35% por mujeres y 8,2% empresas de acuerdo al balance de la Asociación de Concesionarios de la República Argentina. (Acara).

Las compras de las chicas se vuelcan un 67% por la gama baja; 31% por medianos y 2% por la alta gama. Esto tiene seguramente más que ver con cuestiones de poder adquisitivo que por elección puntual de segmento. Aquí también puede observarse que las 4x4 son vehículos de alta gama que en nuestra encuesta reflejan un 32% pero que en la realidad se traduce sólo en un 2% de las compras. Por lo que una de dos, o las mujeres aspiran a tener una chata o manejan la de sus parejas. Nos  inclinamos por la primera.
La radiografía de compra por sexo según este mismo informe de Acara arroja algunas curiosidades. En cuanto a la participación femenina por marca (y autos), el 24% de las operaciones en VW tienen perfume de mujer. En el caso de Chevrolet corresponde al 15,6% de las compras, el 13,9% es para Ford, 10,4% Fiat, por citar algunos ejemplos.
En este sentido el auto más comprado por mujeres en 2011 fue el Gol, seguido por el Corsa, en tercer lugar el Peugeot 207, en cuarto el Ford Ka y en el quinto la Ecosport que según el fabricante revela que más del 50% de las ventas de este modelo es a mujeres lo que reflejaría sí en este caso una concordancia con nuestra medición a pesar de que la Ecosport no sea una 4x4 en el sentido clásico, sino más bien un auto que refleja el aspiracional.

En la sexta posición quedó el Suran; seguido por el Renault Clio, Fiat Palio, Renault Sandero, Ford Fiesta y Honda Fit. Recién en el puesto 16 aparece un exponente del segmento de los medianos y es el Bora.
Según el mismo informe en Mendoza la participación femenina en la compra de cero kilómetro es del 43%. Un número muy alto y que sorprende.
Desglosar por edad y por nivel socio económico es un buen camino para conocer las preferencias de elección. En general las mujeres mayores o casadas con hijos con buen nivel socio económico buscan 4x4 y SUV. Este mismo estrato etario pero de un nivel socio económico menor se vuelcan a los autos chicos o medianos y las que pueden intentar llegar un poco más arriba, a un 307, Bora, Sandero o C4.
Por otro lado las mujeres que pertenecen a un nivel socio económico medio/medio alto y además son madres jóvenes, con niños chicos, buscan algo más familiar, tipo SW, VTC  (Kangoo, Partner, etc) o monovolúmenes (Citroen Picasso, C4 Grand Picasso, Idea, etc).

Las mujeres jóvenes solteras o recién casadas sin hijos de un nivel socio económico medio/medio alto prefieren autos chicos del segmento del 206, 207, Uno, Punto, Palio, Ka o Gol. Y las que mejoran su disponibilidad también por lo general se vuelcan a estos vehículos chicos y modernos o ya prefieren los deportivos que son patrimonio de mujeres divorciadas o separadas con niveles socioeconómicos altos en general. Este segmento también elije las 4x4.
Para desglosar estos datos, los nuestros, propios de la encuesta realizada en Mendoza convocamos a diferentes expertos de concesionarias oficiales de marcas nacionales e importadas que pudieran brindar su experiencia y conocimiento para aclarar la disparidad de las respuestas.

Seguridad: “amo mi 4x4”
Este fue el más elegido con el 32,6% de los votos. Casi todos los agencieros consultados coinciden en que este tipo de vehículo es preferido por la sensación de seguridad que brindan (la brindan eficazmente). Algunos comentarios de dueños de agencias de autos nos comentan, “generalmente, son las mujeres las que se encargan de la logística de los hijos y aprovechan el espacio interior de  las camionetas”, “prefieren las 4x4 por una cuestión de seguridad pero además porque son vehículos que ocupan tres segmentos: el andar de un auto, la posibilidad de 4x4 y la capacidad en algunos casos de hasta siete pasajeros”.
Sin dudas que el espacio que ofrecen es fundamental para que estén en el top de las preferencias, “hay una gran cantidad de señoras en edad de ser abuelas o madres jóvenes de muy buen nivel socio económico, que se vuelcan por este concepto de vehículos, ya que les transmite seguridad, prestigio, elegancia y además comodidad para trasladar cochecitos, paragüitas, huevitos, etc.”.
Otros agencieros opinan que es una cuestión de moda.

Practicidad: “bien chiquitos fáciles para estacionar”
No es una novedad que muchas mujeres (nunca diremos todas ni casi todas) presentan ciertos inconvenientes para las maniobras de estacionamiento. En segundo lugar y muy cerca del primer puesto las mujeres en nuestra encuesta prefieren los pequeños autos que de manera simple pueden ser conducidos por el atiborrado tránsito mendocino pero que además permiten un fácil y práctico estacionamiento.Para algunos agencieros, esto guarda relación con que estos son autos “más prácticos y más económicos para andar todo el día”. Así como también comentan que no es tan raro que esta respuesta en la encuesta esté tan cerca de la primera, “justamente por los beneficios opuestos que esto autos pequeños ofrecen a las grandes camionetas y que guardan relación con la practicidad y comodidad que brindan por su tamaño”.
 “hay una gran cantidad de jóvenes profesionales solteras o recién casadas sin hijos, de un nivel socio económico medio, que prefieren este tipo de vehículos porque les resultan más cómodos para todo y el factor espacio no es prioritario entres sus necesidades. Les resulta fácil para trasladarse, para estacionar, en general son modernos y esto les da satisfacción”.

 

Adrenalina: “Deportivo, la velocidad es lo máximo”
Que un 18,8% prefiera autos deportivos pareciera ser la respuesta que más sorprendió a todos nuestros referentes tal como comentan los agencieros, con honestidad “Me sorprende a mí también esta respuesta. No sabría decirte...” Será quizás por una tendencia de mercado incipiente que los expertos aún no han prestado demasiada atención.
Otros tienen una perspectiva diferente como ser, “las mujeres son más independientes y la velocidad y los autos deportivos reflejan esa independencia”, “las mujeres que se vuelcan a estos productos, son por lo general las separadas o divorciadas, que tienen un nivel socioeconómico acorde a estos productos que sabemos que por lo general no son económicos”.

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Espacio: “para pasear en familia”
Aquí las dos últimas categorías fueron unidas y superan por muy poco a las mujeres que buscan autos deportivos. Son los autos familiares, cuatro puertas o las tan de moda en los últimos años mini van, que ofrecen espacio para salidas en grupo y para llevar las pertenencias de todos los miembros. “Las amas de casas y mamas siempre están buscando la comodidad de la familia y llevar todo lo que piensan que necesitan”. Mientras que otro agenciero respalda la teoría “nosotros tenemos la Dodge Journey que es un auto familiar, pero por su parecido a un SUV, su gran equipamiento y su motor, es la elección preferida de las mujeres en este segmento. El 100% de las decisiones sobre esta unidad es de la mujer”.
“hoy un 4x4 brinda las misma posibilidad de cualquier auto familiar”, lo que explicaría también las preferencias de las mujeres por las 4x4.

 

 

Clínicas de conducción 4x4

Servicios para empresas

Salidas de Pesca

Canal de Video